Este sitio web está dirigido a profesionales sanitarios en España.

Las infecciones respiratorias motivan el 75% de la prescripción de antibióticos en AP

15 diciembre, 2017

Las infecciones respiratorias motivan el 75% de la prescripción de antibióticos en AP

Las infecciones respiratorias motivan entre el 20 y el 30 por ciento de las consultas en Atención Primaria, una cifra que es aún mayor durante los meses de invierno. Para su tratamiento, “salvo que haya una patología de base –cardiopatía, EPOC, etc.- nunca hay que utilizar antibióticos”, subraya el doctor Tomás Gómez, coordinador del Grupo de Trabajo de Respiratorio de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen).

El mensaje es bien conocido, pero la realidad demuestra que la práctica se aleja mucho de la teoría: la mitad de las prescripciones de antimicrobianos en AP son inadecuadas, y más del 75 por ciento de las recetas son para infecciones respiratorias, según los datos que maneja la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (SemFYC) (https://www.semfyc.es/prensa/semfyc-infecciosas-antimicrobianos-atencion-primaria-antibioticos/).

La situación es preocupante por el creciente problema de resistencias a los antimicrobianos, y el primer paso para frenar su avance pasa por el uso racional de los antibióticos. El empleo de pruebas de detección rápida sería de gran ayuda para la optimizar la prescripción, pero su acceso es restringido. “Para las faringitis, por ejemplo, existe el Strep test, pero no hay un acceso general a la prueba”, asegura Gómez, por eso a modo de recordatorio apunta que “solo las faringitis estreptocócicas necesitan antibiótico y están limitadas a un rango de edad de entre 3 y 25 años, fuera del cual es difícil encontrarlas, salvo para quienes están en contacto con niños”.

Según la información de SemFYC, se recetan antibióticos para el 60 a 70 por ciento de faringitis, aunque solo son bacterianas entre el 15 y 20 por ciento. La conclusión es clara: “Se está hipertratando a los niños, y se emplean quinolonas de tercera generación. Hay un sobreabuso de antibioterapia”, enfatiza el representante de Semergen.

Reagudización de EPOC

Sobre la administración ‘preventiva’ de antimicrobianos a pacientes con patologías respiratorias crónicas, Tomás Gómez recuerda que “cuando hay una agudización de la EPOC hay que seguir los criterios de Anthonisen (esputo purulento, aumento del volumen del esputo y disnea) y si se cumplen, sí está indicado dar antibiótico. Además, hay EPOC muy severos que tienen una limitación de FEV1 por debajo del 50% y en estos sí que está indicada la antibioterapia”.

El antibiótico de elección en EPOC es amoxicilina/clavulánico, aunque en pacientes alérgicos se deben de utilizar quinolonas, “un antibiótico excelente del que estamos abusando y están apareciendo resistencias (ya tenemos el 3-4% de Streptococopneumoniae que ya es resistente a quinolonas)”, advierte el coordinador de Respiratorio de Semergen. Por el contrario, “para amoxicilina/clavulánico todavía no hay problemas de resistencias, aunque comienza a haber alguna bacteria resistente, pero aumentando la dosis de amoxicilina es suficiente para matar el streptococo”.

Con estas puntualizaciones, Gómez afirma que “utilizar solo amoxicilina para una reagudización de la EPOC es un mal tratamiento”, y alerta de que “el 30% de casos que ingresan en un hospital por una agudización de una EPOC es por haber utilizado un antibiótico no indicado en Atención Primaria”. Sobre los macrólidos comenta que en España hay un 60% de Haemophilus resistente, y “los pacientes severos, que han tenido 3 o 4 infecciones en un año o que no se hayan vacunado de la gripe, corren el riesgo de tener una pseudomona y, en esos casos, hay que valorar administrar ciprofloxacino”.

Sin embargo, como recuerda el experto de Semergen, la primera medida para evitar complicaciones en grupos de riesgo (ancianos, embarazadas, fumadores, asmáticos, inmunodeprimidos) es la vacunación, primero de la gripe y también frente al neumococo.